Rio Branco: incautan plantas de marihuana de gran tamaño y cogollos.

La incautación de ocho plantas de marihuana y los cogollos corresponde a una investigación que se venía desarrollando desde el mes de febrero por personal policial de Seccional 16ta y el Área de Investigaciones II en base a intervenciones por aglomeración de personas en balneario Lago Merin.

Las tareas de inteligencia desarrolladas por esa Área revelaron que un hombre de 29 años cultivaba marihuana en su domicilio ubicado en barrio Magallanes de la ciudad de Río Branco de forma ilegal.

Al realizar una inspección de la vivienda encontraron la cantidad de ocho plantas de aproximadamente dos metros, aduciendo el indagado estar registrado en el IRCCA para auto cultivo, por lo que fueron incautadas solamente dos de ellas, frascos de vidrio conteniendo cogollos de marihuana y un automóvil Volkswagen Gol de origen brasileño.

Orden judicial mediante se logra establecer que el hombre no contaba con el registro respectivo en IRCCA, llevándose a cabo el allanamiento de dicha vivienda. Incautando desde el patio de la misma las restantes 6 plantas, como así también 3 macetas con plantas de marihuana, dos frascos de vidrios conteniendo cogollos, varios frascos vacíos y semillas de marihuana. Realizándose relevamiento de lo incautado por parte de Científica, permaneciendo el vehículo a disposición de Aduanas.

Resultando detenido el titular de la vivienda de iniciales A.S.A. de 29 años.

Siendo conducido  y luego de tomarle declaraciones, la Justicia Letrada de 1º Turno de Río Branco dispuso su formalización por la presunta comisión de un delito de producción de sustancias estupefacientes sin autorización legal. Imponiéndole medidas cautelares tales como prohibición de salir del país, retención de documentos de viaje y presentación ante la autoridad policial de su domicilio una vez por semana por el término de 60 días.

 

 

Fuente: Prensa y RR.PP. Jefatura de Cerro Largo.

 

Resumen semanal de noticias policiales.
Rio Branco: hombre fue preso por violencia doméstica y desacato.

Comentarios