Melo: pelea entre dos reclusos fue filmada y publicada en las redes sociales

Uno de los privados de libertad salió al patio del Instituto Nacional de Rehabilitación de Melo con un objeto cortante, similar a un cuchillo, pero casero, construido en la propia unidad y se enfrentó a otro que al intentar defenderse pudo conseguir un objeto similar para repeler la agresión.
De inmediato los guardias carcelarios redujeron a los involucrados en la pelea sin que sufrieran lesiones.

El agresor, “obtendrá la libertad en cuatro días”, dijo el Jefe del Instituto Luis González. El ataque fue delante de los demás privados de libertad. Algunos de los que miraban la pelea filmaron y subieron el video a redes sociales y se propagó rápidamente.

Al ser reducidos los involucrados en la pelea entregaron los cortes de hierro.

“Fue en horas de la tarde el enfrentamiento entre dos personas privadas de libertad que involucró arma blanca de fabricación carcelaria”, dijo González.

“Solamente se produjo entre estas dos personas, a nadie más involucró y se disolvió finalmente sin que hubiese lesionados debido a la rápida intervención de la guardia”, aseguró el Director del INR.

“Es justo aclarar que si bien se hace todo lo posible para que estos hechos no ocurran en una unidad donde hay 160 personas privadas de libertad y que cerca de veinte conviven en pabellones, surgen discusiones, y esta no es la primera que me ha tocado intervenir”, indicó el Jefe de la Unidad.  Dijo además que es bueno aclarar que la Unidad de Conventos es de mínima seguridad o mediana seguridad porque  se estudia, se trabaja y hay un amplio movimiento de internos durante todo el día que recorren los talleres y hacen comisiones. “Hay una dinámica interna y muchas veces algunos de los privados de libertad con intenciones equivocadas o no con intenciones buenas entonces toman estas actitudes violentas”, señaló.

 

Fuente y fotografía: El Profesional

 

Funcionarios de los Free Shop consideran positiva apertura de fuentes laborales en ambos lados de la frontera
Cerro Largo: Reserva de Centurión amenazada por industria brasileña

Comentarios