Historias del Lago y otras yerbas

Las personas hasta hoy esperan explicación sobre cancelamiento del festival de folklore. Anunciar, crear falsa expectativa, cancelar y transferir para “die sine qua non” las pocas y raras promociones en Lago Merín hace décadas es una característica y muestra la falta de profesionalismo y de respeto con que es tratada la comunidad residente y los tOristas. Como ya es regla en el balneario modelo, internacional, el Fetival de Folklore organizado, en todos los detalles, por los eficientes y dedicados “turismólogos” oficiales, como atractivo a los visitantes en el feriado de páscua, de última hora, sin mayor y debida explicación consta que no se realizó. Raro que incluso el escenario ya estaba armado y había gran expecttiva para en evento. Alguién sabe y puede informar al público que siempre apoya, se hace presente, lo que pasó de esta vez ? la justificativa apresentada ? cual la nueva fecha en que será realizado ? Parece que no aprenden que es imposible enorgullecerse, llenar la boca para hablar en balneario turístico, tarjeta de visitas departamental, de “esa manera”. Como no perciben que eso recomienda mal el municipio, el departamento, dejando a entender que falta seriedad, compromiso, capacitad de organización. Como si fuera poco la falta de atención, de mantenimiento, de infraestructura, de planiamiento, de higiene, de limpiesa, de servicios, esos hechos considerados normales por acá, son lamentables, decepcionan y afastan cada vez más los visitantes. Mientras tanto, por lo que parece, nadie está preocupado.

 

El tema de la violencia doméstica sigue acaparando la atención policial.
Cooperativa láctea de Melo al borde del cierre

Comentarios